JOSÉ RUBEN ZAMORA: LO RETO A DEMOSTRAR PUBLICAMENTE SUS DESCALIFICACIONES Y SEÑALAMIENTOS EN MI CONTRA

(POR ÓSCAR PLATERO TRABANINO)

Basura: Dícese de la escoria, hez, deshecho, residuo, desperdicios, despojo, bazofia, desechos, estiércol, impureza, inmundicia, restos, sobras, cochambre, excremento, mugre, porquería, sedimento, suciedad, desperdicio, broza, vertido, residuos, o sea: “basura”.

Quise encontrar algún otro sinónimo para describir las pautas de comportamiento de José Rubén Zamora. Sus conflictos de personalidad, bajeza, y cobardía, y encontré algunos menos adecuados para la lectura, pero siendo el idioma español tan rico y sustantivo para develar lo perverso, siniestro, y complejo de su perfil psicológico, decidí dejar algo para la imaginación de los lectores.

Debe ser muy difícil para “don basura” en sus momentos de intimidad post consumo, lidiar con sus trastornos psicóticos, en especial sus visibles conflictos con la paranoia y esquizofrenia, y su consecuente trastorno bipolar, evidenciados por la visible midriasis o, “mirada cristalina” y su comportamiento maníaco resultante de sus conflictos de identidad de género y lo que es peor, del comportamiento de sus degenerados descendientes, evidenciado por fotografías que hacen más que evidente la ausencia de moral familiar. ¡Pero cuan cierto es, que la fruta, jamás cae lejos del árbol!, verdad don basura?

Decía mí querido viejo (QEPD) ¡Qué ni la estupidez, ni el dinero pueden ocultarse! Cuánta razón tenía. En su caso “don basura”, debemos agregar, la bajeza y la cobardía, pues se ha dedicado a denigrar a personas indistintamente de su género ¡Por dinero. Para descalificar a quiénes desafían el poder temporal de los sátrapas a los que sirve. Y tener el instrumento denominado “El peladero” para que sus “amos” le permitan besar sus anillos y lo miren arrastrarse ante ellos, (nacionales y extranjeros), para favorecer mediante la impunidad que le brindan, su visible enriquecimiento ilícito. ¿Podrá explicar usted “don basura” su “estilo de vida” en la Florida, USA, y la de quienes le rodean y conocen su vida diaria, aficiones, y otros tópicos?

Como lo que se mira se cree, y lo demás son…. ¡Lo reto públicamente, a demostrar si sus descalificaciones y señalamientos efectuados el día de ayer en su libelo, sobre mi persona, son verídicos! Cómo: Sometiéndonos ambos, a tres pruebas científicas: 1. Polígrafo. 2. Estrés de voz. 3. Análisis de toxicidad de sangre, orina, y cabello. Y qué, para evitar suspicacias, las preguntas y pruebas sean efectuadas por un equipo propuesto por usted, y otro por mi persona, además de testigos que puedan documentar la actividad. ¿Acepta el reto, “don basura”?

Deja un comentario

O

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas