8 errores que podemos cometer al aplicarnos el rubor

 image-83107

A menos que vayas a modelar en  una pasarela o vayas a aparecer en televisión, debes tener en cuenta que “menos es más”.  Aplica gradualmente pequeñas cantidades hasta que luzcas con un color tenue sobre las mejillas.

Error # 2: Usar la brocha incorrecta

Si no utilizas la brocha correcta para el rubor, no lograrás el efecto que se supone consigas al aplicarte correctamente el color en las mejillas. Las brochas para rubor tienden a ser un poco más grande, alrededor de dos pulgadas de ancho, con forma de cúpula, de felpa, y redondeadas en la parte superior, con lo cual es más fácil lograr aplicar la cantidad justa.

Error # 3: Aplicarlo en el lugar incorrecto

El rubor se aplica en los pómulos. Estos son las partes regordetas cuando sonríes, y es precisamente ahí donde debes aplicar el rubor para recrear un efecto natural. Aplicar comenzando en los pómulos hasta las sienes. Muy importante, debes evitar aplicarlo debajo de los pómulos.

Error # 4: No difuminar bien los tonos

El rubor debe ser difuminado. La diferencia entre el rubor y los efectos de contorno debe difuminarse para que no se note dónde comienza uno o el otro. Esto evita que las mejillas se vean como dos círculos. Aplica el color en los pómulos y mezcla hacia el exterior en un ángulo hacia la esquina exterior de los ojos o la línea del cabello.

Error # 5: Escoger el color incorrecto

No es que no se pueda experimentar, pero si quieres ir a lo seguro, debes utilizar los colores de acuerdo con tu tono de piel. Si tienes un tono de piel clara, prueba con un rosa pálido. Las personas con tonos de piel medianos pueden utilizar colores corales, mientras que aquellas con tonos de piel más oscuros podrían considerar colores más hacia los berries.

Error # 6: Maquillarte con poca iluminación

No tener la suficiente luz o la luz correcta aumenta el riesgo de aplicarte incorrectamente el rubor. Esto puede provocar que te pongas de más o de menos y no logres verte como quieres.

Error # 7: Utilizar solamente rubor en polvo

El rubor en crema, aunque no es para todo tipo de piel, te puede ayudar a crear mejillas rosadas de aspecto más natural porque la consistencia del producto combina bien con tu piel. ¿Otra ventaja? A menudo duran más tiempo en tu piel que el rubor en polvo. Aplícalo en el mismo lugar y con la misma técnica que en polvo, puedes aplicarlo con los dedos en lugar de una brocha.

Error # 8: Aplicar el rubor y el lápiz labial del mismo color

Definitivamente debes utilizar tu rubor y el lápiz labial de la misma familia de colores, pero no debe ser exactamente el mismo tono. Si utilizas un color de lápiz labial rojo profundo, debes elegir un tono más claro para tus mejillas. Si por otro lado, eliges un color brillante de labios, debes ir un poco más moderada en las mejillas. El equilibrio y la armonía lo es todo en el maquillaje.

 

 

 

 Fuente Revista Siempre Mujer
Foto: iStock

Deja un comentario

O

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas