Publicado en: Dom, Mar 11th, 2018

Barcelona venció al Málaga sin Lionel Messi

El equipo de Ernesto Valverde, con Yerry Mina en el banco, se impuso 2-0 y llegó a 72 puntos, 11 más que el Atlético de Madrid, su perseguidor. El argentino fue baja por el nacimiento de su hijo.

Si usted se pone a contar los pases que hace el Barcelona, sin equivocarse, puede llegar a marearse, porque así como la cámara de la producción, la pelota va de un lado al otro, por arriba, a veces más por abajo, pero siempre de manera precisa. El hombre que coordina todo en el mediocampo se llama Sergio Busquets, un trabajador silencioso que gracias a su labor permite que otros figuren. Como este sábado, cuando su equipo venció 2-0 al Málaga y llegó a 72 puntos en la liga española.

Los que se llevaron las fotos fueron Luis Suárez y Philippe Coutinho, los anotadores en la victoria 26 del club blaugrana en el torneo local. Pero más allá del uruguayo y el brasileño, que son un peligro en el último cuarto de campo, Busquets es el que levanta la cabeza y elige por dónde hay que atacar, si es necesario retroceder y siempre con el balón pegadito al pie.

A la exactitud que tiene de por sí el equipo de Ernesto Valverde súmele que el Málaga se quedó con un jugador menos por la expulsión de Samu García en el minuto 30. Sí, toda una eternidad y con inferioridad numérica. Lo cierto es que el visitante, que lleva 35 encuentros sin conocer la derrota, no quiso humillar a su rival y se conformó con el tanto de Suárez en el 15’ y con el de Coutinho en el 28’, de taco, de puro recursivo.

De haber acelerado otro hubiera sido el resultado. Sin embargo, la prudencia ganó, el no poner más calienta a una hinchada que empezó a insultar a los suyos apenas el pitazo inicial. Barcelona también funciona sin Lionel Messi (por el nacimiento de su hijo no fue tenido en cuenta en la convocatoria), más despacio, pero funciona. Y con este resultado quedó demostrado que, aunque la individualidad del argentino soluciona problemas, el trabajo colectivo también es importante.

Barcelona está cada vez más cerca del título en un campeonato en el que ha hecho lo que ha querido por tener una mente entrenada para ganar. Este domingo quedó demostrado que, sin Lionel Messi, el club blaugrana también sabe ganar.

El dato: El colombiano Yerry Mina, quien entró en la lista por la salida de Messi, estuvo en el banco de suplentes

Ver imagen en Twitter
Ir a la barra de herramientas