Publicado en: Lun, Sep 11th, 2017

Dormir pocas horas puede ayudarte a engordar

pic (4)

  • Tiene relación la falta de sueño y la ganancia de peso? Diversos estudios confirman que dormir menos horas perjudica, sobre todo, a las personas con sobrepeso.

Dormir poco y mal se ha revelado como una de las causas de muchas enfermedades crónicas. Sus consecuencias van más allá de las ojeras o el agotamiento. Uno de los ejemplos más llamativos es la relación muy directa con la obesidad porque se ha demostrado que existe una asociación entre los tiempos y la calidad del sueño y la aparición de trastornos del metabolismo. 

Cuanto menos horas se duerme, mayor es el riesgo de ganar peso. Además, las personas que duermen poco también practican menos actividad física, picotean más entre comidas y son muy dados a los atracones de media noche frente a la nevera.

La revista ‘The Lancet’ ha publicado un trabajo que resume las teorías más de moda sobre larelación de la falta de sueño y la ganancia de peso.  

Una de ellas sostiene que la falta o los desarreglos en el sueño tendrían un impacto directo sobre el metabolismo de la glucosa, provocando una progresiva resistencia a la insulina, la antesala de la diabetes.

Otras investigaciones señalan que los vínculos que unen al sueño y a la obesidad tienen más que ver con el control de la ingesta de alimentos. Esta teoría sugiere por una parte que la falta de sueño incrementa la producción de grelina, la hormona que regula el apetito y, por otra que disminuye la labor de la leptina, cuya misión es enviar señales de saciedad al cerebro. Este doble efecto favorecería la aparición del sobrepeso.

Entre la comunidad médica cada vez se escuchan más alto las voces que sugieren que se haga un perfil del sueño de las personas con sobrepeso antes de poner cualquier otro tratamiento. 

La relación entre la falta de sueño y la obesidad es especialmente evidente entre los menores de 40 años, lo cual coincide con la época de la historia humana en que menos horas dormimos y en la que se contempla como opción el hecho de ir de compras o al gimnasio a altas horas de la madrugada. Y aún hay más, pues Internet ha venido a complicarlo todo un poco más con sus servicios abiertos al mundo las 24 horas de día.

Fuente MUJERHOY.COM – SILVIA TORRES

Ir a la barra de herramientas