Publicado en: Lun, Jun 11th, 2018

Estados Unidos extradita a Panamá al expresidente Martinelli, acusado de espionaje

El expresidente panameño Ricardo Martinelli fue extraditado de Estados Unidos este lunes para que responda en su país a acusaciones de espionaje, luego de haber pasado un año en una prisión federal en Miami.

El expresidente panameño Ricardo Martinelli fue extraditado de Estados Unidos este lunes para que responda en su país a acusaciones de espionaje.AFP

Vestido de beige y esposado de manos, el expresidente Ricardo Martinelli bajó del vehículo en el que fue trasladado desde la cárcel al aeropuerto y saludó a periodistas en el lugar con el pulgar arriba, diciendo: “¡Estoy listo para ver el mundial!”.

Escoltado por alguaciles federales, Martinelli abordó un vuelo de Jet Logistics que partió del aeropuerto ejecutivo de Opa Locka, en el oeste de Miami, y se espera que llegue al aeropuerto Panamá Pacífico a las 08:30 horas locales (13:30 GMT).

Sus copartidarios se concentrarán frente a la Corte Suprema de Justicia de la capital panameña a las 10 horas locales en apoyo al expresidente de 66 años.

Martinelli era pedido por la justicia panameña por malversar fondos para crear una red de espionaje que alcanzó a 150 personas durante su mandato (2009-2014), incluyendo periodistas y políticos.

La justicia panameña lo investiga en total por una veintena de otros casos de corrupción. Pero bajo el tratado de extradición entre ambos países, que entró en vigor en 1905, el expresidente solamente puede ser procesado en su país por los delitos por los cuales fue pedido en extradición.

Tras trasladarse a Miami en 2015 para eludir los procesos judiciales que sumaba en su país, Martinelli fue detenido el 12 de junio del año pasado y ha estado preso desde entonces.

Al anunciar el viernes pasado su decisión de ceder al requerimiento de Panamá, el Departamento de Estado estadounidense especificó que la extradición se basaba en esta cláusula del tratado, por lo cual sólo podría ser procesado por espionaje.

El expresidente llega a su país en un año agitado políticamente frente a las elecciones generales de mayo del año próximo. Por otro lado, Panamá solicitó a Estados Unidos la extradición de los hijos de Martinelli, acusados de corrupción y cuyo padre llega este lunes a su país tras ser extraditado por Washington, informó el vicecanciller panameño Luis Miguel Hincapié.

“Ya ese proceso se inició hace algunas semanas”, manifestó Hincapié al ser preguntado durante una entrevista en el canal panameño TVN-2 acerca de si Panamá había iniciado los trámites para solicitar a Estados Unidos la extradición de los hijos de Martinelli.

El funcionario, sin dar mayores detalles, añadió que ahora dependerá “de cuántos recursos metan” los abogados de los hijos de Martinelli para tener una respuesta del gobierno estadounidense a esta solicitud.

“Nosotros notificamos a la embajada (de Panamá en Washington)”, que comunicará la petición al Departamento de Estado de Estados Unidos, señaló Hincapié.

Las declaraciones de Hincapié se producen el mismo día que el expresidente Ricardo Martinelli fue extraditado a Panamá, donde la justicia lo reclama por presunto espionaje a opositores a su gobierno (2009-2014).

Sus hijos, Ricardo y Luis Enrique Martinelli, tienen alerta roja de Interpol y son investigados por el presunto cobro de comisiones millonarias de la constructora brasileña Odebrecht. De acuerdo con confesiones de André Campos Rabello, quien fue el principal ejecutivo de la multinacional brasileña en Panamá, los hijos del exmandatario “requirieron el pago de seis millones de dólares” de Odebrecht entre 2009 y 2010.

Ricardo y Luis Enrique Martinelli cobraron esos sobornos para facilitar trámites burocráticos relacionados con la construcción de una autopista y el saneamiento de la bahía de Panamá, proyectos realizados por Odebrecht, aseguró Campos.

Posteriormente, habrían recibido cerca de 50 millones de dólares por otros servicios a la empresa brasileña, según la fiscalía.

Por el escándalo de Odebrecht la fiscalía panameña tiene bajo la lupa a tres administraciones: las de Martín Torrijos (2004-2009), Martinelli (2009-2014) y la actual, de Juan Carlos Varela.

Martinelli está siendo investigado por múltiples casos de corrupción durante su gobierno. Una docena de quienes fueron sus ministros han sido arrestados.

Odebrecht, que acordó pagar a Panamá una sanción de 220 millones de dólares y colaborar con la justicia, reconoció haber entregado 59 millones de dólares en sobornos entre 2010 y 2014 para hacerse con la adjudicación de contratos.

 

Ir a la barra de herramientas